Perder la barriga antes del verano

¿Necesitas algunos truquillos para perder barriga antes del verano? ¿Temes el momento de enfrentarte al bikini o al bañador y descubrir que tu vientre es menos plano de lo que recordabas? Ante todo, no te obsesiones con el tema, y sé consciente de que cada persona acumula grasa en lugares determinados del cuerpo, y la barriga es uno muy típico para hacerlo.

Perder barriga antes del verano
Perder barriga antes del verano

Perder barriga antes del verano

Pero eso no quiere decir que no se pueda hacer nada para evitarlo. Desconfía de fajas reductoras y de dietas milagrosas, la única forma de reducir el volumen de la barriga es a través de una actuación integral que incluya una dieta sana y un ejercicio adecuado para esa zona del cuerpo.

¡Aquí tienes todas las claves para elaborar tu plan anti-barriga para el verano!

1. La dieta

Uno de los aspectos más importantes para eliminar la grasa abdominal es seguir una dieta equilibrada. Si además de la grasa localizada tienes un problema de sobrepeso, debes seguir una dieta hipocalórica. No es posible reducir la barriga si nos sobra grasa, pero eso no quiere decir tampoco que te lances a una dieta muy restrictiva, pues no resultan eficaces a largo plazo. En todo caso, hay una serie de recomendaciones que debes seguir, más allá de controlar las calorías en función de cuanto peso necesites perder:

  • Comienza el día con un buen desayuno, y haz cinco comidas al día. Evita pasar muchas horas sin comer o acabarás dándote un atracón.
  • Come lentamente, masticando bien cada bocado.
  • Evita las bebidas alcohólicas y gasosas, ya que te hinchan el vientre y parece aún mayor. Además, tienen muchas calorías.
  • Evita el estreñimiento siguiendo una dieta rica en fibra (5 raciones diarias de frutas y verduras).
  • Controla tu consumo de sal, pues favorece la retención de líquidos. Evita alimentos como los embutidos y la cocina precocinada.
  • Evita las frituras, el chocolate, los dulces y un exagerado consumo de carne roja.
  • Alimentos clave: verduras y frutas, cereales integrales, y pescado.
  • Bebe mucha agua. Se recomiendan unos 8 vasos diarios para depurar el cuerpo y eliminar toxinas. Lo mejor es beberla fuera de las comidas, y en sorbos pequeños. También son beneficiosos los zumos naturales y las infusiones.

2. El ejercicio

El ejercicio debe encaminarse en una doble dirección: por un lado, un ejercicio aeróbico que nos ayude a bajar la grasa que sobra, y por el otro, ejercicios de tonificación para endurecer la zona.

Para perder barriga, necesitas hacer algún deporte de tipo aeróbico al menos 3 veces a la semana (tres sesiones de media hora son suficientes, aunque si tienes más tiempo será mejor todavía). Los ejercicios más recomendables son ciclismo, footing, natación y gimnasia aeróbica (steps, aerobox).

En cuanto a los ejercicios particulares, los famosos abdominales deben ser incorporados a nuestras rutinas para tonificar la zona. Es una buena idea dedicar unos diez minutos tres días de la semana a eso, y no olvides que la clave está en la constancia. Puedes empezar con dos repeticiones diarias de 20 abdominales e ir aumentando el número con el tiempo. Es importante que hagas bien este ejercicio o podría ser muy dañino para tu espalda. Basicamente debes saber que el esfuerzo no debe ser en la espalda, sino que debe partir de tu zona abdominal; no hagas fuerza ni con la cabeza ni con el cuello, y mantén el abdomen apretado hacia dentro.

3. Otros hábitos saludables

  • Debes evitar el estrés. Entiendo que esto es más fácil de decir que de hacer, pero el estrés aumenta la acumulación de grasa en el abdomen, incluso en personas delgadas. La razón científica es que el estrés eleva la producción de una hormona que se llama cortisol y nuestro cuerpo reaciona acumulando grasa en la barriga. Intenta realizar actividades que te relajen… quizá sea una buena idea apuntarte a yoga o tai-chi.
  • Cena al menos dos horas antes de irte a dormir.

4. Errores comunes

  • Matarte a abdominales. Muchas personas piensan que el mejor ejercicio para logra un vientre plano son los abdominales y se enzarzan en series de repeticiones interminables. Esto es un error, porque si tenemos barriga es porque sobra grasa, y los abdominales, al no quemar calorías, no atajan este problema. El resultado es, en el mejor de los casos, que tendremos unos músculos fantásticos debajo de la capa de grasa. En el peor de los casos acabaremos con dolores de espalda de tanto forzar el cuerpo. Así que ya sabes, tonificar la zona…¡sí!, pero sin obsesionarte, y completando la actividad con algún ejercicio aeróbico.
  • Recurrir a soluciones milagrosas (pastillas anti-barriga, diuréticos, cremas especiales para reducir barriga, o fajas para hacer sudar la barriga y que pierda grasa). Simplemente…no funcionan y pueden hasta ser perjudiciales para la salud.
  • Buscar dietas de resultados inmediatos. Todo lo que lograrás es pasar hambre, y si consigues adelgazar, que tu barriga quede blanda. Además, no podrás mantener los resultados a lo largo del tiempo.
  • Obsesionarte con el vientre plano. Todos podemos mejorar nuestra zona abdominal, pero hay que ser conscientes de cómo es nuestro metabolismo. Cuando quemamos grasa, nosotros no elegimos de donde perderla, y hay gente que acumula grasa en la zona abdominal aunque el resto del cuerpo esté delgado. Estos consejos te ayudarán a mejorar la zona, pero no cambiarán tu cuerpo.

Aprovecha ahora !

Indícanos tu e-mail y te avisaremos de los nuevos artículos y promociones que publiquemos para que no te pierdas nada !!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *